“La perspectiva para el movimiento obrero y pacifista después de estas elecciones federales será como antes: “Tomemos el camino de la resistencia”

Como preambulo a la próxima entrevista que la plática que La Comuna tendrá con Günter Pohl, otrora responsable de las relaciones del Partido Comunista Alemán (DKP), la Revista reproduce en esta entrada el comunicado de prensa oficial del DKP en relación a las elecciones del pasado domingo 26 de septiembre a través de su primer secretario, el camarada Patrick Kobele

Al comentar los resultados de las elecciones al Bundestag, Patrik Köbele, presidente del DKP, declara:

Los resultados de las elecciones al Bundestag darán lugar a negociaciones entre el SPD, la CDU, los Verdes y el FDP. Con toda probabilidad, la gran coalición no tendrá continuidad, todas las demás constelaciones dentro de estos cuatro partidos son concebibles.

Todas estas constelaciones representan un gobierno federal de creciente agresividad tanto interna como externa. Todos estos partidos se han pronunciado con distintos matices a favor del rumbo bélico de la OTAN y de la militarización de la UE, a favor del rumbo contra Rusia y China. Todos estos partidos defienden los fuertes ataques a los derechos democráticos y sociales de la población de este país. Estos ataques se intensificarán después de las elecciones. Las justificaciones serán diferentes. Algunos justificarán los ataques más, otros menos con la salvación del medio ambiente. Ninguno de ellos tiene un concepto para la mejora real de la situación ecológica, porque no quieren intervenir en la obtención de beneficios capitalistas o incluso en las relaciones de propiedad.

La perspectiva para el movimiento obrero y pacifista después de estas elecciones federales será como antes: “Tomemos el camino de la resistencia”.

La actuación del Partido de la Izquierda es amarga y no es motivo de regodeo, ni siquiera de regocijo. Pero este resultado es fruto de una campaña electoral en la que “Die Linke” dejó claro que está dispuesto a tirar todo por la borda en aras del cogobierno. La experiencia con el Partido de Izquierda allí donde participa en un gobierno demuestra que apenas se diferencia de la socialdemocracia tradicional.

A pesar del aumento de la participación, los no votantes representan algo menos de la cuarta parte de los que están inscritos para votar, por lo que siguen siendo el “partido” más fuerte. El porcentaje de votos de los llamados “otros partidos” alcanza un máximo histórico de más del 8%; junto con los no votantes, esto significa que más del 30% de los votantes con derecho a voto no están representados en el Bundestag.

Los resultados del DKP no son satisfactorios, con ligeros avances respecto a las elecciones al Bundestag de 2017. El DKP es demasiado débil para presentarse como tal ante la gente que busca alternativas. Sin embargo, nuestra campaña electoral ha merecido la pena. En gran medida, ha llevado el partido y sus ideas al exterior y lo ha fortalecido. El DKP fue el único partido que en esta campaña electoral, orientada en su conjunto al belicismo, hizo una campaña coherente a favor de las posiciones de paz. Pudimos ganar reconocimiento de nombre, ambiente, nuevos miembros y nuevos activistas.

Agradecemos a nuestros votantes, a nuestros candidatos y a los compañeros que estuvieron en la campaña. Seguiremos eligiendo el camino de la resistencia. Esto es ahora más necesario que nunca: Estar a favor de paz con Rusia y China. Contra el recorte social y el desmantelamiento de la democracia. La perspectiva para la humanidad y la naturaleza no es el capitalismo.

Essen, 27 de septiembre de 2021